‘Comunicación asertiva para tu marca personal’. Eso es justamente lo que andaba buscando desde hacía tiempo. El artículo de hoy es de esos que vale la pena escribir. Llevo años trabajando sobre marca personal pero reconozco que nunca antes me había detenido en este concepto. Sin embargo, una comunicación asertiva para tu marca personal es esencial, además de todo un reto. ¡Y la mejor forma de ser una persona más segura! La práctica de técnicas efectivas que inspiren y logren transmitir tu valor diferencial marcará un antes y un después en tus relaciones sociales. ¿A qué estás esperando?

Una comunicación asertiva implica expresar ‘siempre’ tus opiniones o ideas, defendiendo tus derechos porque confías en ti por encima de todo, sin intención de herir o perjudicar a terceros. Una comunicación asertiva es firme, clara, y a la vez respetuosa. Huye de los prejuicios, del deseo de complacer a todos, y se asienta en conceptos como negociación, diálogo y empatía. Se trata de respetar tu propia esencia.

¿Cuál es la principal ventaja de una comunicación asertiva para tu marca personal?

¿Cuántas veces has evitado decir lo que pensabas por miedo a reacciones o conflictos? ¿Cuántas veces te han repetido que anteponer tus intereses es malo y un signo de egoísmo?

Sentirte libre para compartir tus opiniones sin avergonzarte de ellas muestra el elevado grado de confianza y seguridad en ti mismo. Esta confianza es el atributo principal y más atractivo de cualquier marca personal ya que tus contribuciones elevan tu visibilidad. Si no destacas y comunicas tus opiniones, no serás recordado y será imposible avanzar en tu carrera y desarrollo profesional.

Ya es hora que dejes de esconderte y creas en ti mismo. Es el primer paso para que tu marca personal inspire, enamore, emocione. Y la asertividad es clave en este desarrollo porque las aptitudes y el trabajo no son suficientes para fortalecer tu personal branding. Aunque no te preocupes. Carecer de confianza en uno mismo suele ser lo habitual. Nos han enseñado siempre que cuidar de uno mismo y velar por los propios intereses era puro egoísmo. Nos hemos acostumbrado a gustar a los de fuera antes que a nosotros mismos.

Se trata de cambiar el chip. Tú eres importante. Tu valor dependerá en gran medida de ti. Empieza por preguntarte…

¿Cuánto te quieres como Marca Personal?

Responde honestamente. Puede que descubras que ni tú ni tus necesidades son una prioridad. Aquí reside la verdadera causa de tu debilidad.

Tu marca personal puede incluir todos los ingredientes necesarios pero nunca será una de las grandes, mientras no seas capaz de ver la luz que brilla en ti y te hace diferente, mientras decidas vivir la vida al son que otros tocan y no según tus propios deseos.

Al grano. 10 trucos para ser asertivo.

¿Eres una persona asertiva?

Imagen destacada: Designed by Freepik